Perder a un ser querido es un momento de tristeza y quizá no tengas tiempo para pensar en detalles como la ropa que le pondrás al difunto, las flores que habrá en el velorio o el tipo de ataúd que requieres. Lo que menos importa en ese momento es solucionar los detalles ajenos al dolor que se siente por haber perdido al ser querido.

Hoy te daremos unos puntos clave para saber elegir entre distintos ataúdes y que en el momento que requieras, puedas elegir la mejor opción según tus necesidades y presupuesto. Los ataúdes pueden ser de 2 distintos materiales:

Ataúdes de madera

  • Es más barato que el metálico.
  • El precio va a variar en función del tipo de madera y del tallado.
  • Hay de madera maciza (el precio lo dirá todo), lo cual podría no necesariamente ser determinante para elegir uno de metal.
  • Se descompone más rápido que el de metal.

Ataúdes de metal

  • Suele ser de acero inoxidable, bronce, cobre y acero estándar.

  • Al ser de acero inoxidable, el cuerpo se conserva por más tiempo.
  • Al haber de varios espesores, se puede tener de varios precios.
  • Es más costoso que el de madera.
  • Hay críticas por el tema de que el cuerpo no se descompone naturalmente.